viernes, 20 de febrero de 2015

El Renacimento, el avance de Europa hacia la iluminación

David de Donatello, símbolo del renacimiento
El Renacimiento fue un movimiento cultural que se desarrolló en Europa y que tiene sus raíces en Italia y las profundas marcas que dejó el imperio romano. Propuso una nueva forma de mirar al mundo y reflejarlo poniendo como figura central al ser humano, sus características y sus logros. Se daba un salto en la forma de pensar dejando atrás las figuras oscuras de la Edad Media que más tarde sería llamada Gótica. El renacimiento llega además en la época de los grandes descubrimientos geográficos y la llegada de grandes riquezas de América, causando grandes cambios en Europa en la forma de hacer política y dirigir la economía.
La influencia Italiana llegaría después a una gran cantidad de países europeos como España, Alemania, Francia y Países Bajos, los cuales se formarían bajo la tutela de muchos artistas italianos.
Los historiadores dividen el Renacimiento en tres etapas principales aunque las más marcadas son las dos primeras llamadas Quattrocento y Cinquecento. La primera de ella o renacimiento temprano tuvo lugar prácticamente solo en Italia y es representada por los maestros Donatello, el arquitecto Brunelleschi, y el pintor Masaccio. La segunda etapa o alto renacimiento es representado por Leonardo da Vinci, Miguel Ángel, Rafael y Tiziano. Algunos autores reconocen una tercera llamada renacimiento tardío que se caracterizó por la aparición del Manierismo que se distingue por la complejidad de sus posturas y formas, y que se mantuvo aproximadamente hasta el 1600 dándole paso al estilo Barroco.
Entre las obras clásicas del renacimiento están el David de Donatello, figura de bronze calificada como la pimera obra de bulto redondo desnuda, la Basílica de San Pedro, El David de Miguel Angel y la Iglesia de Santa María Novella en Florencia.

No hay comentarios :

Publicar un comentario